Noticia


lunes, 7 de agosto de 2006

Andar por andar

Mil canciones y poemas hablar de andar y de caminos, desde Machado a Chambao.
Y no sé si tiene sentido, lo que sí sé es que sigo andando, aunque me duelan los pies, aún sabiendo que ese camino me hace daño.
El último antesdeayer, era de noche, llovía y no se veía una puta mierda. Además iba solo, bueno, sólo con 15000 personas más que no conocía de nada, a una sí, a padre, pero andamos a distintos ritmos (de eso ya me he dado cuenta hace tiempo). El caso es que el camino era largo y angosto, difícil y, entre las pocas cosas buenas que tenía, te permite pensar. Me dió tiempo a rezar ti, y por los otros, incluso por los que no conoces; me preguntaba que estarías haciendo, fueras quien fueras, y la respuesta casi siempre era la misma: estarás durmiendo. Se me ocurrían mil posts para escribir el día siguiente. Se me ocurrían los títulos: "la soledad del corredor de fondo"; pero le día siguiente todo se había difuminado como un sueño, las reflexiones, las palabras bonitas, los poemas, habían desaparecido y sólo quedaban las ampollas y una pequeña tendinitis que me recordaba que yo había estado allí, y que en poco más de 8 horas había subido los 48 kilómetros inncesarios que me separaban de una deuda pendiente, de una meta a la que un día renuncié, cuando pensaba que no merecía la pena andar por andar.

2 comentarios:

Lorena dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
dulcinea dijo...

"Andar por andar" es como tener "tiempo para perder el tiempo"...ambas cosas a mi entender necesarias en la vida.
En cuanto vuelvas te espero para las dos cosas.